La ropa del hombre


Lo más probable es que el hombre y la mujer empezaran a usar la ropa al mismo tiempo ya que el más primitivo motivo para hacerlo era proteger la piel de las inclemencias de la naturaleza. Los libros más antiguos como la Biblia así lo reconocen, aunque anteponen el pudor como causa primaria.

Las observaciones antropológicas de hoy en día que se refieren a comunidades que viven según los usos primitivos en lugares donde ni el frío ni el calor son críticos para la sobrevivencia muestran algunas veces a los hombres con una funda para el pene como única prenda de vestir y a las mujeres si no totalmente desnudas con un ligero taparrabo.

A mi entender el pene debía protegerse de los rasguños que podían provocar las plantas o las picaduras de insectos en sus cacerías por la selva. Siendo una zona tan sensible al dolor es muy probable que por intuición se llegara en una época bien temprana a comprender esta necesidad de protección.

Los hombres que arribaron a las zonas más frías y que asumieron los deberes patriarcales de recolectar o cazar la comida u obtener la leña para el fuego deberían protegerse del frío por lo cual el uso de pieles para cubrir su cuerpo nada tenía que ver con la moda en esos tiempos.

Si eres o va a ser comprador asiduo en la gran tienda que estamos promoviendo aquí regístrate en las pruebas gratuitas de 30 días de Amazon Prime. Este programa de membresía ofrece beneficios especiales que incluyen: Ver miles de películas y episodios de televisión al instante, pedir prestados libros Kindle y obtener envío GRATIS ilimitado en dos días (sin pedido mínimo) de millones de productos con la etiqueta PRIME. Únete haciendo clic en la siguiente imagen:

El traje del hombre que se consolidó en el siglo XIX a partir de Inglaterra que de alguna manera colocó en la moda mundial los patrones que ahora son tradición. Desde mucho tiempo antes ya había comenzado en este país la normalización desde posiciones regias.

La ropa interior masculina es la que los hombres usan debajo de la camisa, pantalones y zapatos. Su objetivo es proteger a estas prendas de sudores y otros fluidos. Se usan desde hace mucho tiempo y tienen una utilidad higiénica y práctica.

La camisa es al hombre como la blusa le es a la mujer; una pieza para cubrir el tronco que hace más fácil e higiénico el vestir porque se puede cambia con mayor facilidad y economía que si todas las mudas fueran enterizas. Su hechura es sencilla: una pieza que cubre el torso con botones al frente que puede tener mangas largas o mangas cortas. ...

El pantalón ha cambiado mucho desde que los romanos descubrieron que los bárbaros usaban aquellos calzones primitivos, pero siempre ha sido simplemente una pieza de tres aberturas, una de las cuales es para la cintura y las otras dos para cada una de las piernas.