Ángel Gabriel conoce a su prima y empieza a usar su fortuna (episodio 33)

24.01.2021

Ángel Gabriel sabía que el ícono que aparecía en la pantalla de la laptop era solamente el de un banco, adentro había un centenar de entidades bancarias. Aquel día se sentó a la computadora deseoso de entender mejor las cuestiones de esos negocios y del dinero. Durante un buen rato estuvo entrando en cada una de estas entidades y analizando los saldos y todo lo que pudiera ser útil para comprender su funcionamiento. Por su claro y joven intelecto se percató de que esto tendría que hacerlo muchas veces para familiarizarse, que debía buscar información en otras partes de Internet para estudiar bien y que no podía hacer preguntas indiscretas a nadie porque descubrirían que él tenía una fortuna en la que el pacto a lo piel de onagro estaba derrotado. Decidió seguir el método del difunto Jefe: la computadora pequeña solamente se usaría para entrar a los bancos y con la grande haría todas las investigaciones.

A partir de ese día hizo unas cuantas jornadas de estudio sobre estos temas del dinero y sus instituciones. Usó Internet y algunos libros del difunto Jefe. Durante todo ese espacio de tiempo fue un buen estudiante. Pasaba largas horas leyendo y tomando notas. Había descubierto que todo el dinero acumulado en los bancos estaba a nombre de diferentes empresas, que algunos de los bancos estaban en un paraíso fiscal del Caribe, que otros estaban en Europa y parte importante en Estados Unidos. Sin embargo a todos podía entrar y ver los saldos y ´todas las operaciones hechas. También aprendió que podía hacer transacciones bancarias de uno a otro e incluso a una persona o entidad diferente. Aprendió a hacer una cuenta en Pay Pal con identidad falsa y transferir a ella pequeñas cantidades para comprar en línea. Todo este aprendizaje y descubrimientos le llevó muchas jornadas de hasta diez horas diarias de investigación. Pero no podía comprar porque no sabía adónde enviar lo que adquiriera.

Buscó en los papeles de la madre y encontró los nombres de los familiares como si Angelina hubiera esperado su muerte. El encabezamiento decía: Ángel Gabriel estos son tus familiares. Decía el nombre y los apellidos y donde vivían cuando ella estaba en Bogotá. Leonor Álvarez le resultó interesante porque ahora debía tener entre dieciséis a dieciocho según sus cálculos. No tenía nociones de lo que era la familia pero como guardaba los buenos recuerdos y sentimientos de su madre la veía como una prolongación de ella. Hasta llegó a pensar que podría querer mucho a su prima.

La búsqueda del nombre de la prima en Internet le propició entender entrar a Facebook. No fue muy difícil hacer una cuenta. Después de comprender el funcionamiento de esta red social pidió amistad a todas las Leonor Álvarez que encontró. Resultó que quince lo aceptaron, sobre todo las jóvenes. Algunas a regañadientes porque le informaron que no le gustaba aceptar amigos que no tuvieran fotos. Cuando descubrió la mensajería interna le hizo la misma pregunta a todas: ¿Tiene usted una abuela que se llama Caridad Rodríguez? Una le dijo que sí. A esta le preguntó si Angelina del Monte que fue secuestrada era la sobrina de Caridad y ella también lo afirmó diciéndole que era su tía ¡Ángel Gabriel había descubierto un familiar en Bogotá!

Cómo que ya había entrado en los periódicos y había comprendido el funcionamiento de la prensa pensó que era mejor no decir nada para no convertirse en noticia. Además, estaba el asunto de los tantos millones que podía perder si ahora mismo se descubría que él era el único sobreviviente de un proyecto de narcotráfico. Debido a que a esta altura ya sabía fingir muchas cosas, le dijo a su prima que estaba investigando sobre su tía. Él sabía claramente que nadie estaba enterado de su existencia por haber nacido después del secuestro. Por eso creyó mejor pasar como alguien que no tenía que ver con ella desde el punto de vista familiar.

Todos los días se comunicaba con su prima y la amistad fue creciendo. Así se enteró de todos los familiares que estaban vivos y de cómo habían buscado a su madre. Un día ella le dijo que quería comprar una computadora nueva porque la que tenía la estaba compartiendo con su hermana más pequeña. A la pregunta de qué se lo impedía ella dijo que no tenía dinero. Fue el momento que aprovechó para obtener la dirección exacta. A los pocos días ella recibió una laptop de última generación desde Estados Unidos. Ángel Gabriel había usado su cuenta de Pay Pal para comprar en línea y como el dinero le sobraba pagó un costoso envío hasta Colombia. Ella hizo muchos cumplidos y él se sintió muy contento ¡Él había descubierto el real poder del dinero!

Gabriel y Leonor se compenetraron mucho en la red social. Ella era muy agradecida y respetuosa. El primo se fue enterando de toda su vida y le iba enviando regalos según las fechas, un ramo de flores para su cumpleaños, una tableta Apple para navidad, una tarjeta de regalo con diez mil dólares para el soñado viaje de ella a Europa; todo sin anunciarlo. Ella empezó a sospechar de él y con toda sinceridad de gente joven le preguntó si realmente él era un jovenzuelo o era un viejo solitario con mucho dinero. Naturalmente que él era un jovencito pero era muy rico ¿En qué país estaba? Estaba muy lejos. Un día se lo diría ¿Por qué hacía eso con ella? Porque era su amiga en Facebook pero que no le dijera a nadie acerca de él.

Me gustaría que leyera esta novela de amor y aventura que escribo para ti. He puesto todo mi amor y horas de dedicación pero acepto las criticas o agradezco cualquier otra opinión que puedas escribir en la caja de opiniones que se encuentra más abajo.

Mi nombre es Nelson Estévez y apoyo a este sitio web por eso te hago la invitación a que ayudes a subvencionar a este proyecto. Una manera de ayudar a recaudar los fondos para que Imperio Xnaty lo use para promover escritores jóvenes en los países del sur es haciendo una donación. Si te fuera posible haz clic en esta estrella:

Algunos lectores también visitaron las siguientes páginas